Saturday, 24 November 2007

A propósito de la Encuesta I


Como se puede apreciar toda la gente votó la opción 1: controlar a los medios. La pregunta natural que le sigue a esa es ¿Cómo regular a los medios de comunicación de manera justa y sin violar sus derechos? Sería muy interesante discutir al respecto.

2 comments:

mefistum said...

No se puede, bueno sí se puede, pero no se debe. Si me dijeras que existe en Bolivia la altura de miras y la madurez política y social suficiente para determinar de forma justa y sin ideas preconcebidas, qué es lo que se le puede aceptar o no a los medios... pues adelante. Pero no creo que el momento que vive tu país permita una acción de este tipo ausente de resquemores, resentimientos ni intereses creados.
Además, cuando empiezas a censurar (regular, perdón) ya no paras más, se le agarra el gustito al poder que se siente al limitar las opiniones de los demás, sobre todo cuando las consideramos equivocadas o poco interesantes.
El autoritarismo está siempre a la vuelta de la esquina, es tentador y la censura es una de sus hijas preferidas, quizás la más atractiva, pero no importa qué nombre se utilice para llamarla siempre será censura.
Llegué aquí gracias a mi dulce Lucybel y a pesar de no ser boliviano acepté de buena gana su invitación a escribir algo.... bueno, admito que siempre es así :D. Aprovecho de decirte que me gustó tu blog, saludos desde Chile.

Rebelde said...

Gracias por todos los halagos, mefistum, aunque creo que no son tan merecidos.

Pues sí, tienes razón, el poder es empalagoso, y eso pasa en todas partes. Pero, creo que cuando ese poder no está concentrado en pocas manos se convierte en poder efectivo; es decir, no es un gobierno en particular el que debe regular estos 'miedos de incomunicación' hasta hacerlos unos verdaderos Medios de Comunicación (MC). Es la gente, la sociedad, aquellos que buscan la información los que deberían tener esa potestad. Como puedes ver, se asemeja más a lo que una democracia representa para un gobierno: el poder de elección recae siempre sobre su pueblo. Si se pudiera crear una entidad, independiente pero coordinada, que funcione como enlace entre MC y la sociedad, con una legislación adecuada, consensuada y basada en los verdaderos principios morales del comunicador, que utiliza ese poder para defender la libertad, de pensamiento, de información, etc., sin convertirse en una forma más de hacer negocio, o de control entonces creo que sí se puede construir una sociedad más justa. Y sí, tienes razón, una sociedad como la boliviana, no está preparada, al menos no por ahora, para afrontar semejante reto. Supongo que requiere de mucho trabajo, sacrificio y apoyo. Pero, a pesar de eso creo que bien podemos ser el comienzo de ese cambio tan necesario. El mundo ya se está dando cuenta de eso, a nosotros nos tardará pero eventualmente creo que nos llegará, al menos eso espero.

Saludos Rebeldes hasta Chile
Saludos Rebeldes, Lucy